Si bien está por debajo de la media nacional, por ejemplo en forma interanual prácticamente se triplicó y respecto del primer trimestre del año subió 0,6%.

Los resultados del segundo trimestre de 2019 correspondientes al total de aglomerados urbanos muestran que la tasa de actividad es de 47,7% de la población. La tasa de empleo subió a 42,6% de los habitantes, mientras que como resultado de esas brechas y la tasa de desocupación avanzó a 10,6% de la oferta laboral.